Una vez finalizado el año fiscal 2010, todas las personas naturales y sucesiones ilíquidas cuentan con los elementos suficientes para evaluar si en relación con dicho año fiscal estarán o no obligadas a presentar declaración de renta durante el año 2011.

En primer lugar, es importante mencionar que en el año 2010 se presentó  un importante cambio en uno de los criterios que definían si una persona natural “asalariada” está o no obligada a presentar la mencionada declaración, el cual fue introducido mediante la ley 1429 de 29-12-2010.

Con ésta ley y de acuerdo a lo fijado en el Decreto 4836, se modifica el criterio relativo a los ingresos que debían cumplir los asalariados para quedar exonerados de presentar declaración de renta, el cual pasó de los 3.300 UVT ($81.032.000) a 4.073 UVT ($100.013.000); es decir, los asalariados solo quedarían obligados a presentar declaración de renta cuando más del 80% de sus ingresos provengan de salarios y demás pagos laborales y estos superen la cifra de $100.013.000, teniendo en cuenta que si los ingresos provenientes de pagos laborales son inferiores al 80% del total de sus ingresos (sin incluir venta de activos fijos, loterías, rifas y similares) deberán fijarse entonces en los criterios para las demás personas naturales para definir su obligación frente al impuesto sobre la renta.

En cuanto a los demás criterios contenidos en los artículos 9, 10, 592, 593, 594-1, 594-3 del Estatuto Tributario y con los cuales se concluye si una persona natural estará o no obligada a presentar declaración de renta, no se presentó ningún cambio y lo único que se deberá tomar en cuenta es efectuar la actualización de los valores en UVT mencionados en esas normas, pues la UVT que rigió durante el año 2010 fue de $24.555

De acuerdo a lo anterior, las personas naturales que cumplan con al menos uno (1) de los siguientes requisitos quedarían obligadas a presentar declaración de renta durante el año 2011, correspondiente al año gravable 2010.

Obligados a declarar renta por el año gravable 2010

Requisito
Asalariado (aquellos que el 80% o más de sus ingresos provienen de salarios y demás pagos laborales; Art 593 y 594-3 E.T)
Trabajador Independiente (Aquellos en que el 80% o más de sus ingresos brutos provienen de honorarios, comisiones y servicios; Art 594-1 y 594-3 E.T)
Las demás Personas Naturales (Aquellas cuya mayor parte de ingresos provienen de vender bienes, intereses, dividendos, etc; Art 592 y 594-3 E.T)
1. Si su Patrimonio Bruto a Diciembre 31 de 2010 es mayor a:
$110.498.000 (4.500 UVT x 24.555)
$110.498.000 (4.500 UVT x 24.555)
$110.498.000 (4.500 UVT x 24.555)
2. Si sus Ingresos Brutos, Ordinarios y Extraordinarios durante el año 2010 son mayores de:
$100.013.000 (4.073 UVT x $24.555) (sin incluir venta de activos fijos, loterias, rifas y similares).
$81.032.000 (3.300 UVT x $24.555)
$34.377.000 (1.400 UVT x $24.555)
3. Responsable del Impuesto a las ventas en el Régimen Común.
Si es responsable del IVA en el régimen común, al cierre del año ó algún momento dentro del año.Si es responsable del IVA en el régimen común, al cierre del año ó algún momento dentro del año.Si es responsable del IVA en el régimen común, al cierre del año ó algún momento dentro del año.
4. Sus consumos con tarjetas de crédito durante el año 2010 son mayores a:
$68.754.000 (2.800 UVT x $24.555)
$68.754.000 (2.800 UVT x $24.555)
$68.754.000 (2.800 UVT x $24.555)
5. Si sus compras y consumos totales en el año 2010 sin importar si fueron a crédito o contado y el medio de pago excedieron de:
$68.754.000 (2.800 UVT x $24.555)
$68.754.000 (2.800 UVT x $24.555)
$68.754.000 (2.800 UVT x $24.555)
6. Si el valor total de sus consignaciones bancarias, depósitos o inversiones financieras durante el año 2010 son mayores a:
$110.498.000 (4.500 UVT x 24.555)
$110.498.000 (4.500 UVT x 24.555)
$110.498.000 (4.500 UVT x 24.555)

Como se puede observar, entre los requisitos que se señalan en el cuadro anterior para cada una de las categorías de personas naturales que quedarían  obligadas a declarar renta por el año gravable 2010, el único requisito que varía es el referente a los “Ingresos Brutos” por lo que al respecto es necesario hacer la siguiente apreciación.

En los artículos 593 y 594-1 del estatuto tributario, en los cuales se definen los criterios que deben cumplir los asalariados y los trabajadores independientes para quedar exonerados de presentar declaración de renta se lee la expresión “sin perjuicio de lo señalado en el artículo 592…”

De esta manera, la norma aclara que para ser considerado como “asalariado”, el 80% o más del total de los ingresos brutos del año 2010 deben provenir de sueldos y demás ingresos laborales. Igualmente, para ser considerado “Trabajador Independiente”, se debe demostrar que el 80% o más del total de los ingresos brutos del año 2010 provienen de honorarios, comisiones y servicios debidamente facturados y sobre los cuales le hayan practicado retención en la fuente. Y por lo tanto, si no se cumple con ser “Asalariado” ni “Trabajador Independiente”, entonces se deben tomar en cuenta los criterios que aplican a “Las demás personas naturales”

En el caso de los trabajadores independientes, si no facturó ni siquiera voluntariamente sus ingresos porque pertenecía al régimen simplificado, o sucede que no le practicaron retenciones en la fuente porque sus clientes no eran agentes de retención en la fuente o sus ingresos no superaban la base para quedar sujetos a retención, entonces, si sus ingresos superan la cifra de $34.377.000 sí quedarían obligados a presentar declaración de renta.